viernes, 15 de mayo de 2009

TARDE DE MILANO




Cae el sol muy tarde en el verano
talvez esperando que aparezcas
de entre el miedo y mi culpa
entre el Duomo y el metro de Milano
donde te he soñado desnuda y hambrienta
despertando despacio en el tren
nocturno a Paris, para amanecer de ti
enamorado, sin querer despertar en nuestra
cabina de a seis, con pan mojado,
y Monalisa, y la Eiffel, y vos,
a pierna suelta he descansado
esta vez, despues de dias, sabiendo
que contigo soñando no quiero despertar.
Cae el sol muy tarde, en Milano...
sera que te quiere ver llegar....

No hay comentarios:

Publicar un comentario