miércoles, 5 de noviembre de 2008

FRUSTRACION

La esperanza duerme ingrata
en el corazon decepcionado del fracaso
cuando el tiempo de cosecha me ha entregado
solo espinos y no el fruto que he sembrado

Sera que he sido un vil engaño?
Que mi semilla no es mas que leyenda macerada?

El ocaso se me hace gran amigo
mas que el triunfo acostumbrado
y el orgullo genuflexo avergonzado
cada vez se pierde en el olvido

Es imperioso quebrar la cerviz del valiente?
Es doloso el deseo, la victoria y el coraje?

Se me ha ido poco a poco
la esperanza de sueño realizado
pues donde antes he sembrado
ya no encuentro mas que estiercol

No hay comentarios:

Publicar un comentario